Sin duda, para muchos consumidores, entre la multitud de operaciones que ofrece una tarjeta bancaria, comprar o contratar sin pagar en el momento de la operación o contratación del servicio es una situación tentadora y a su vez engañosa, pues puede generar problemas en el consumidor a la hora de hacer frente a sus obligaciones. El uso responsable y adecuado de la tarjeta implica evitarse problemas posteriores al iniciarse el cobro por parte de las instituciones bancarias y tener consecuencias comprometedoras con su patrimonio.

En este interesante articulo se expone información relevante para el uso de tarjetas y  como evitar los fraudes mas comunes: http://www.delitosinformaticos.com/10/2012/noticias/tarjetas-bancarias-consumo-y-fraude#.USJ0RFaPPIV